Literatura - Política - Arte

face twitter

Un espacio dedicado a la literatura, las artes y temas de actualidad que puedan interesarle a todo el que piense y quiera un mundo mejor.

PROSTITUTAS AL BURDEL, MILITARES AL CUARTEL

18.08.09 | por Eduardo Casanova [mail] | Categorías: Opinión, Ideas, Política, Venezuela, Actualidad

La prostitución, que según dicen es la más antigua de las profesiones, es también la más triste, la más denigrante, la más deshonrosa. Quienes la practican no tienen habilidad alguna, no saben coser, no saben bordar ni ponen la mesa en su santo lugar. Deben soportar malos alientos, malos olores, sudores, saliva y cuanta porquería pueda imaginarse, a cambio de dinero, y muchas veces de poco dinero. Y para colmo corren el riesgo de enfermarse y hasta de morir por una enfermedad sexual. Por definición, una puta no es capaz de dirigir nada y, por lo tanto, las putas no pueden gobernar. Ergo, un gobierno de putas sería un desastre. Pero un gobierno de militares también. Los militares, a diferencia de las putas, tienen que estudiar, tienen que pasar por una academia, pero lo primero que les enseñan en la academia es a obedecer ciegamente. A obedecer al de arriba y mandar al de abajo, que está obligado a obedecer aún a costa de su propia dignidad. Si un coronel le ordena a un capitán que tumbe un árbol el capitán tiene que tumbar el árbol, sin replicar, sin objetar, sin decir que “El árbol da sombras, como el cielo fe, con flores alfombra su sólido pie. Sus ramas frondosas aquí extenderá y frutos y rosas a todos dará”. Si se atreve a decir algo, o a oponerse de alguna manera a que se tumbe el árbol, deja de ser militar, es expulsado sin contemplaciones del sistema militar. Se les castra, se les elimina la conciencia crítica, se impide que razonen, que analicen. Y sin conciencia crítica, sin capacidad de análisis, no se puede gobernar bien. A punta de órdenes y obediencia, los militares, como diría Unamuno, pueden vencer, pero no convencer. Y la violencia, por muy fuerte que sea, tiene un límite. Por eso los gobiernos militares, como el del teniente coronel Chávez Frías, siempre son malos gobiernos y no procuran a los pueblos felicidad, sino frustración o, a lo sumo, miedo. Y esa es la razón de que haya que combatirlo con todas las armas posibles. No es tolerable que haya un gobierno de putas. Ni de militares. El pueblo en masa debe alzarse con una consigna muy clara: ¡Prostitutas al burdel, militares al cuartel! ¡Prostitutas al burdel, militares al cuartel! ¡Prostitutas al burdel, militares al cuartel! Que es lo mismo que Zapatero a tu zapato. O el que sabe, sabe, y el que no: cero…

 

 
Permalink

8 comentarios

Comentario De: hmerino [Visitante]

Lo más triste, Don Eduardo, es que hay una mezcla homogénea de putas y militares, una masa pegajosa y maloliente en la que no se distingue qué es agua y qué es aceite o, para ser más gráfico, dónde termina el barro y dónde empieza la mi...
Pero no creo que sean putas las del gobierno (y que me perdonen las prostitutas sexuales, que quién sabe por qué viven la vida como la viven, pero sus razones tendrán). Las del des-gobierno son chulos, porque no tienen conciencia y se aprovechan al máximo al prostituir al país, nuestros recursos, nuestro patrimonio, nuestras ganancias por petróleo, carbón, hierro, oro, nuestros impuestos (que aún no entiendo por qué seguimos pagándolos), y ahora la educación de nuestros hijos y el futuro de este país. Ya veremos, si es que amanece, si los Mayas tenían razón y 2012 es el fin del mundo como lo conocemos o tendremos que seguir calándonos todo ese barrito hediondo que cubre las cúpulas de Miraflores, la AN y los cuarteles.
Un cordial saludo.

18.08.09 @ 10:27
Comentario De: j l maldonado [Visitante]

En total acuerdo contigo. Está más que claro la ineptitud de tener a estos profesionales de cama y pólvora en el gobierno. Como decía Cabrujas, no digo "Estado, porque les queda grande".
Saludos.

18.08.09 @ 10:29
Comentario De: Gonzalo Palacios Galindo [Visitante]

Eduardo: La verdad sea dicha, no soy experto ni en prostitución ni en lo militar. Quién se dedica a una u otra actividad, vende su conciencia y la pierde para siempre. Por otra parte, un pueblo no puede guiarse sin conciencia, de ahí que estemos como estamos. Gonzalo Palacios Galindo.

18.08.09 @ 11:52
Comentario De: LRivas [Visitante]

Prefiero las putas...

18.08.09 @ 17:13
Comentario De: Lillian [Visitante]

* Cuando los que mandan pierden la vergüenza,
los que obedecen, pierden el respeto". (Lichtenberg)

Lillian

18.08.09 @ 19:06
Comentario De: Rafael Díaz Casanova [Visitante]

Querido primo:
Te exijo respeto para con las putas. Al menos, tiene fuertes razones para dedicarse a la profesión más antigua del mundo. Un abrazo,
Rafael

18.08.09 @ 20:18
Comentario De: Joaquin Chaffardet [Visitante]

La vida cuartelaria "castra" la individualidad. El castrado la entrega en manos de su superior inmediato y este entrega la suya y la de su subalterno en manos de su jefe y así sucesivamente en la cadena de mando. Qizas es por eso que se habla de la "institución castrense" aunque debería llamarse "castrante". Lo que está a la vista no necesita anteojos.
La diferencia entre las prostitutas y los militares es que las prostitutas llegan a serlo involuntariamente y por circunstancias generalmente dolorosas en sus vidas. Los militares entregan su individualidad voluntariamente, nadie los obliga, abrazan la carrera castrante y la quieren imponer al resto de la población. Por eso los gobiernos militares son inaceptables: pretenden castrarnos a todos, quizas para hacernos compartir con ellos su propia castración y hacerla aparecer como "normal".
Muy bueno el artículo, mi única observación es que las putas merecen más respeto, sus armas no son la violencia y la represión sino el placer y la lujuria.
De allí que a Chávez no le podamos decir ni siquiera "hijo de puta".

19.08.09 @ 12:38
Comentario De: antonio [Visitante]

eduardo hace varios años en venezuela habian militares que llevaban su puteria con cierta digndad y he conocido militares verdaderamente dignos que hoy viven su retiro y vejez asombrados de ver lo que sucede. las putas sabes que llegan a eso como dicen varios del foro por muchas veces "causa extraña no imPUTAble".
los militares de hoy yo no los compararia con las putas sino con una letrina romana de las mas prutrefactas y es una cadena interminable de gamberros porque eso de militares INSTITUCIONALES eso es falso de toda falsedad no hay. todos nadan en el estiercol de corrupcion, dinero, drogas, por eso le temen tanto a las bases de colombia. los botones siempre son una muestra y asi la mayoria han sacado sus mujeres de los burdeles de las zonas fronterizas y eso es un hecho que nadie ha podido negarlo.

19.08.09 @ 23:45
de Eduardo Casanova

Buscar

Publicidad

Contenido

Portales de Blogs

Bitacoras.com

BloGalaxia

Blogarama - The Blog Directory

Books Blogs - BlogCatalog Blog Directory

Literature Blogs - Blog Top Sites

Globe of Blogs

Blog Directory

http://labs.ebuzzing.es

multiple blogs